jueves, 9 de diciembre de 2010

Oración a San Juan Diego Cuauhtlatoatzin

Cuando estaba buscando una oración para hacer el Folder Litúrgico de San Juan Diego, me encontré esta hermosísima oración en el blog "De Todos los Días". Como es una oración larga, sólo usé la primera estrofa para el Folder, y decidí compartirla toda en este su día. Es una oración que me conmovió muchísimo, pues me ayudó a meditar en el ejemplo que San Juan Diego nos da: obediencia, nobleza, fidelidad...

¡Ojalá que esta oración te ayude a preparar tu corazón para celebrar a Nuestra Señora de Guadalupe!


Oración a San Juan Diego Cuauhtlatoatzin
por Norberto Cardenal Rivera Carrera
-Arzobispo Primado de México-

"Querido Juan Diego, muéstranos dónde quiere la Reina del Cielo,
nuestra amada Niña, nuestra Madre, nuestra Señora de Guadalupe
que le edifiquemos su templo;
en qué corazón, en qué alma, en qué espíritu
debemos construir la fe, esperanza y amor.

Dinos dónde recogiste estas hermosas flores
llenas de rocío matinal, dónde estaban arraigadas,
quién las hizo crecer para nosotros, quién las acarició y las acomodó en tu tilma.

Queremos ser esas nuevas rosas que florezcan en nuestro valle
a veces tan frío, tan árido de civilidad.

Queremos seguir dibujando con el pincel del Espíritu de Dios
el rostro mestizo y moreno de cada habitante de esta ciudad,
rostro donde resida y crezca el amor.

Dinos, querido Juan Diego, indio diligente y obediente,
indio noble y paciente, indio fiel y verdadero,
dónde debemos ir, por cuál sendero debemos caminar,
para llevar a este pueblo delante de santa María de Guadalupe,
para que sean escuchados sus ruegos,
sus tristezas, sus llantos,
para que sean acariciados por esas manos cobijadoras de Madre.

Condúcenos, amado Juan Diego,
ante la Muchachita Morena del Tepeyac,
nuestra Madre amorosa y compasiva,
pues creemos en el mensaje del que fuiste testigo
y nos has transmitido como fiel misionero de Dios.
Por ti sabemos que la Reina y Señora
nos ha colocado en su corazón,
que estamos bajo su sombra y resguardo,
que es la fuente de nuestra alegría,
que estamos en el hueco de su manto, en el cruce de sus brazos;
sabemos y estamos seguros de que es ella
quien nos conduce al verdadero Dios por quien vivimos y somos.
Gracias, Juan Diego, varón santo,
felicidad de México, de América y de la Iglesia entera.
Amén.




¡San Juan Diego, ruega por nosotros!


3 comentarios:

  1. En verdad muy hermosa. Gracias por colocarla. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. what a truly beautiful prayer! St. Juan Diego has such a remarkable life story. We are celebrating two very wonderful feasts this week, aren't we! I do love that coloring page from Relevant Radio.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias por la oración. Me la guardo.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

ShareThis